Por Alfredo Romero-Shiraishi (*)

La rutina en lo sexual siempre me pareció poco natural. Por tal motivo, creo tener problemas con el sexo vainilla. Y es que la infinidad de posibilidades en lo que refiere a sexo es sorprendente y abrumadora, recuerden que el sexo va más allá de la clásica posición del misionero o en perrito. El ménage à trois o comúnmente llamado trío es el placer normal del acto sexual promedio duplicado, pues tener dos hombres dispuestos a satisfacer tus deseos y fantasías sexuales no tiene comparación. Y no nos debe sorprender que está práctica sexual sea una favorita entre algunos solteros y algunas parejas gay.

MUCHAS VARIACIONES

Dentro del ménage à trois, existen muchas variaciones. Todo depende del rol sexual de los participantes: activo, pasivo o versátil. Por ejemplo: Cuando en el trío se encuentran dos activos y un pasivo, lo más evidente para muchos sería que los activos se turnen para disfrutar del precioso tesoro del pasivo; sin embargo, no deben olvidar la posibilidad de una doble penetración. (ADVERTENCIA: Para practicar una doble penetración es necesario una buena dilatación previa y mucha, mucha vaselina o lubricante íntimo). Para mis gustos, la combinación ideal es el trío que implica a tres versátiles, pues existe una mentalidad más abierta acerca del rol sexual de los participantes y una predisposición a dar o recibir.

Incluso, existe la rara, y no menos placentera, situación en la que los tres participantes son todos activos o todos pasivos. Quizás no haya penetración directa, pero quién dijo que el sexo va ligado a introducir partes del cuerpo dentro del cuerpo de alguien más. Ante estos casos, los famosos circle jerks, el uso de juguetes sexuales (dildos, vibradores, pelotas chinas y demás), el sadomasoquismo que excluye la penetración (spanking), rimming y sexo oral son unas cuantas alternativas que resultan efectivas ante la escasez de un participante penetrador o penetrado.

Condoms

ALGUNAS RECOMENDACIONES

Si estás en una relación y sientes que el sexo se ha enfriado, el ménage à trois es buena opción. No obstante, siempre recomiendo el ménage à trois entre conocidos. Practicarlo con personas que hayamos conocido hace media hora en un cuarto oscuro, en el Grindr o en el bar no es recomendable y es demasiado irresponsable. Es importante que te sientas cómodo con las personas con quienes tendrás el trío.

El sexo seguro es una obligación. No importa si estás teniendo relaciones sexuales con tu pareja y su mejor amigo o con dos completos desconocidos, siempre usarás condón. Es importante cambiar de preservativo si penetrarás o serás penetrado por diferentes personas. Quizás no nos mantengamos vírgenes para el matrimonio, pero podríamos considerar el bareback (sexo a pelo) una vez casados o unidos civilmente.

En el ménage à trois, no hay espacio para los celos. Si tú y tu pareja decidieron practicar un trío, esto no implica una posible relación poliamorosa o una infidelidad. Es parte de explorar y satisfacer tus deseos sexuales. Así que si eres un hombre celoso y posesivo, el trío no sería la opción más sana para tu relación.

*Estudiante de publicidad. Diseñador gráfico freelance. Amante del vodka y de Cap’N Crunch. ¿Has escuchado a Sara Montiel?

 

Comments

comments

Dejar respuesta