Discriminación asesina: Nueve mujeres que se fueron muy pronto

0
592

No es ningún secreto que la comunidad LGBTIQ recibe algún tipo de discriminación en su vida diaria, gritos en las calles, golpes por ser vistos besando a su pareja. Pero la comunidad transexual está pasando por un momento de gran discriminación, discriminación criminal:  muchas jóvenes están muriendo o siendo asesinadas simplemente por querer vivir su vida en sus propios términos, lo que molesta a ciertas personas con una mentalidad intolerante.

A continuación les contamos algunos de los casos que han sido denunciados, pero deben saber que hay muchas historias que pasan sin ser reportadas por el miedo a la discriminación y la ignorancia que envenenan a nuestra sociedad.

LEELAH ALCORN EN LA MEMORIA

leelah_alcorn_transfobia_law

La adolescente norteamericana de 17 años tomó la decisión de suicidarse (al tirarse frente a un camión) unos días antes del Año Nuevo. Respuesta directa del maltrato que sufría en su propio hogar y víctima de la ignorancia de sus propios padres, quienes creían que al mandar a su hija a la maldita “terapia de conversión” ella saldría de la “fase” que afrontaba.

Una talentosa artista (cuyos dibujos se pueden ver en la web actualmente), se vio aislada de sus amigos cuando sus padres le quitaron su computadora, su celular, la cambiaron de instituto y no le permitieron ver a sus amigos. De hecho a la mejor amiga de Alcorn, no le fue permitido el ingreso al funeral de la joven.

Aún luego de su trágica muerte, su madre no es capaz de concederle su último deseo, ella no logra reconocer a su hermosa hija, declarando que extrañan mucho a su hijo, alegando que su muerte fue un trágico accidente, ni siquiera son capaces de admitir su rol en la muerte de su hija.

EL BULLYNG NO DEJA DE MATAR

A2-61114028.jpg

Una chica de Asturias, España, se mató a causa de las ofensas y el abuso que vivía diariamente cuando asistía a su escuela. Cuerpos solía escuchar insultos como “bollera” y “bizca” en su colegio. Los mismos ataques eran repetidos en las redes sociales, y las personas que le propinaban bullying incitaban a otras compañeras a participar del acto.

Al principio la escuela no tomo en serio el acoso que ella sufría. Los profesores decían que eran “cosas de críos”. Pero luego de su suicidio, dos de sus compañeras fueron sancionadas por impulsarla a la muerte.

La sociedad ve estos casos como eventos individuales y no como un problema de todos, frases como “algo habrá hecho” o “tendría que haber sido más fuerte y haberse defendido” suelen oírse cuando las personas hablan de estos temas, siempre culpando a la víctima, dejando al victimario libre de culpa.

Es importante destacar que a diferencia de Leelah ella sí tenía el apoyo de toda su familia con respecto a su transición sexual.

DILAN VERA PARRA LE LANZARON ÁCIDO EN LA CARA Y LA MATARON

Dilán

Una mujer transexual de 26 años que fue asesinada en La Pintana, Chile luego de un acto de suma violencia.

La madrugada del 29 de diciembre del pasado año, Dilan Vera Parra fue encontrada muerta en la calle luego de que una pareja la atacara. El hombre le tiro ácido en la cara y la mujer aprovechándose de su estado vulnerable le dio una puñalada en el pecho.

The Clinic Online informa que la madre de Vera (llamada Elvira) dice que las mismas personas que terminaron con la vida de su hija, horas antes del hecho habían rociado bencina en su rostro y habían intentado quemarla.

El organismo Movilh (Movimiento de Integración y Liberación Homosexual) declaro que “lanzar ácido en la cara de una persona, para luego matarlo es de una brutalidad extrema, y una evidente muestra de la vulnerabilidad de la población transexual”.

LAMIA BEARD, MUERTA Y HUMILLADA

Los paramédicos la trasladaron al hospital más cercano, pero horas después falleció. La víctima: una mujer transexual afroamericana. Tenía múltiples heridas de bala. Ocurrió cerca de las cuatro de la madrugada LamiaCrop-300x238del 17 de enero en Norfolk, Virginia, EEUU.

Beard no solo fue víctima de su asesinato. Después de su muerte sufrió lo que muchas personas transexuales padecen: las personas que manejaban su caso la trataron por su nombre de nacimiento, refiriéndose a ella con pronombres masculinos, ignorando por completo que ella se identificaba como mujer.

El periódico The Virginian- Pilot fue uno de los medios de comunicación que se refirió a la víctima como si fuera un hombre e informó que muchos trabajadores sexuales transexuales suelen trabajar en la zona donde Beard fue encontrada, y mencionaron que Beard había sido condenada por dos cargos de prostitución en la última década. Desacreditaron a la víctima y dieron motivos a las personas para decir “ella se lo buscó” o “en algo raro andaba”. Posteriormente, el diario hizo una breve corrección.

La policía sabía que ella se identificaba como mujer, pero declaró que debe usar el nombre que está en su sistema y en la base de datos del FBI.

El año pasado, 12 mujeres trans afroamericanas fueron asesinadas en lo que posiblemente fueron todos actos de violencia transfóbica, muchos de estos asesinatos aún no han sido resueltos.

Un reporte de la Coalición Nacional de Programas Anti-Violencia (CNPA) indica que el 72% de las 18 víctimas de crímenes anti-LGBTIQ que la organización reporto en el 2013, fueron personas afroamericanas. 72% de esas víctimas eran transexuales, y un 67% de ellas eran mujeres transexuales negras.

VER  Transfobia y racismo en Los Angeles
TY UNDERWOOD SIN JUSTICIATy Underwood

Asistente en una casa de ancianos, tenía 24 años y era de Texas, Estados Unidos. Fue aceptada en el programa de enfermería de la Universidad de Kilgore.

Fue encontrada 9 días después del asesinato de Beard en un auto con tres heridas de bala.

Mientras que la policía dice que todavía está investigando algunas pistas, pero no ha sido capaz de hacer arrestos en el asesinato, los amigos de Underwood dijeron a KYTX que creen Underwood fue atacada por ser trans, de acuerdo con The Advocate.

Es la segunda mujer transgénero afroamericana asesinada en 2015.

GODESS EDWARDS

GODESS EDWARDSTenía 20 años y fue encontrada en el Hotel y Centro de Conferencias Fern Valley en Indianapolis, Estados Unidos. Fue transportada al hospital de la Universidad de Louisville, donde fue declarada su muerte a causa de un disparo en el pecho.

Los medios de comunicación y la policía cometieron el mismo error de siempre: confundieron su género de nacimiento con su verdadera identidad. Por lo que a pesar de ser la primera muerte de una mujer trans en reportada en el año 2015, el deceso se conoció mucho tiempo después.

Un hombre llamado Henry Gleaves fue arrestado y acusado del crimen.

Mey editora de la revista online Autostraddle dijo: “No es coincidencia que casi todas de estas jóvenes sean mujeres de color, muchas de ellas negras. Como hemos visto recientemente (y durante todas nuestras vidas, para ser honestos) las vidas de personas negras no son tan valoradas en América. Cuando vives en la intersección de ser transgenero, una mujer, y una persona de color, corres mucho más peligro de ser objeto de ataques violentos o discriminación. Esto es aún más verdadero para mujeres trans de color.”

YASMIN VASH PAYNE

Yazmin_Vash_Payne_insert

Según informa el sitio LGBTQNATION, ella tenía 33 años y vivía en Van Nuys, California, Estados Unidos. Fue encontrada apuñalada en el piso de su apartamento, luego de que un incendio fuera reportado en su hogar, el pasado sábado 31 de enero. Según la policía, el sospechoso del crimen (el novio de la mujer) se entregó a la justicia el domingo en la tarde. Ezekiel Dear de 25 años fue acompañado por un pastor en su llegada a la policía.

TAJA GABRIELLE DEJESUS

Una mujer transexual latina, de 36 años que vivía en San Fransico, California, Estados Unidos, quién también era voluntaria en un refugio para personas transexuales. Fue brutalmente asesinada el domingo pasado.

Taja Gabrielle DeJesusTAJA GABRIELLE DEJESUS fue encontrada en los peldaños de la escalera de un edificio cerca de la calle Lane, con múltiples puñaladas, a las 9 de la mañana del domingo 1 de febrero. Fue declarada muerta en el lugar por los paramédicos.

Según un testigo que fue entrevistado por los oficiales, describió a un sospechoso masculino, alto, de color, que usaba una chaqueta negra y shorts, huyo de la escena.

“Cuatro mujeres trans de color han sido asesinadas en menos de un mes y esto no es nada menos que una atrocidad, una tragedia nacional, y una epidemia”  Así lo dijo Chai Jindasurat, quien coordina la programación del CNPA, en una declaración a BuzzFeed News.

JESSICA HERNÁNDEZ TENÍA SOLO 17 AÑOS

Una adolescente de tan solo 17 años fue brutalmente disparada (en un callejón) por dos oficiales de policía de la ciudad de Denver, Estados Unidos. Ocurrió la mañana del lunes 26 de enero.

Es importante destacar que Hernández era una joven lesbiana, y que su muerte se suma a la controversia causada por la fuerza que usan los policías contra las comunidades afroamericanas.

Ella estaba al volante de un auto que según la policía había sido reportado como robado. También dijeron que la chica golpeó la pierna de uno de los policías con su auto.

No está claro si Hernández lo hizo a propósito, pero lo cierto es que esta es la cuarta vez que la policía de Denver asegura que dispara en respuesta a un auto que estaba siendo usado como un arma, en menos de siete meses.

JESSICA HERNÁNDEZ

Cuatro jóvenes que la acompañaban fueron llevados en custodia, y dijeron que arrastraron el cuerpo de la joven desde el auto y comenzaron a revisar si ella estaba armada para luego ponerle esposas. Todo esto antes de brindarle atención médica.

Los policías que le dispararon fueron identificados como Daniel Greene, un oficial que tiene 16 años de trabajo, y Gabriel Jordan, quien tiene 9 años en la policía. Ambos oficiales fueron puestos en licencia administrativa.

Testigos que estaban en el vehículo dicen que el auto golpeó al oficial luego de que Hernández fue disparada y cayó inconsciente. También se reportó que la muchacha no estaba armada.

Al principio se pensó que le habían disparado solo una vez, pero los médicos que examinaron su cuerpo dijeron que esto no era así: ella había sufrido múltiples heridas de bala y dijeron que su muerte fue un homicidio. Luego su madre declaro que ella recibió 18 veces, y que los paramédicos golpearon el cuerpo de su hija contra el suelo y la arrastraron como si fuera basura.

La familia de la víctima no confía en que el Departamento de Policías de Denver, haga un trabajo justo en resolver el crimen de su hija, pues el departamento es conocido por hacer investigaciones parciales y sin sentido que tan solo sirven para exonerar a sus oficiales. También piensan que ya han defendido las acciones de estos oficiales culpando a la menor de todo lo sucedido.

Su familia también pidió una nueva autopsia independiente.

Algunos medios están intentado desacreditar a la víctima, resaltando que ella era fumadora de marihuana, cosa legal para mayores de edad, pero no para ella. La juzgan porque se tomó una foto con una botella de alcohol, y porque según la policía se resistió a un arresto tres semanas antes de su muerte, información que los oficiales claramente no tenían cuando le dispararon cruelmente.

Es hora de terminar esta estúpida discriminación que está acabando con las vidas de jóvenes inocentes, cuyo único crimen es querer vivir como cualquier ser humano merece.

 *NOTA: Luego de la publicación de este artículo, se dio a conocer que Goddess Edwards en realidad se identificaba como un hombre homosexual llamado Lamar Edwards.

Dejar respuesta