Brenda Álvarez: El Gobierno de Humala dio la espalda a la comunidad LGBT

0
142

Por Brenda Álvarez (*)

VER: Ollanta Humala: Cinco años de espalda al colectivo LGBT que lo apoyó en 2011

La coyuntura del 2011 fue particular: nos enfrentábamos o al regreso inminente del fujimorismo, con Keiko Fujimori, o a un gobierno de un exmilitar que había vertido algunos comentarios homofóbicos y que, de alguna manera intuíamos que no haría mucho por nosotras, pero no podíamos mantenernos al margen.

Fue muy complejo decidir el apoyo a la candidatura de Ollanta Humala, sin embargo, sabíamos que el fujimorismo nunca fue y nunca será una alternativa de gobierno para las lesbianas, gays, bisexuales y trans ya que sabemos que es una apuesta política fascista que representa no solo el conservadurismo religioso, sino también la cooptación del Estado, la corrupción institucionalizada y la amenaza inminente a la democracia. Sabíamos que con un Estado corrupto, dictatorial y conservador los derechos LGTB no tendrían cabida, y es más, seríamos perseguidos como sucedió en la dictadura de Alberto Fujimori. Y para muestra un botón, aun no siendo gobierno, en estos 5 últimos años congresistas fujimoristas han dedicado su labor congresal a evitar que cualquier reconocimiento de derechos para personas LGTB sea aprobado.

Sabiendo que lo que no es bueno para la democracia tampoco es bueno para las personas LGTB, desde esa lectura, diversos grupos LGTB apoyamos decididamente a la propuesta de gobierno que representaba Humala. Nuestro apoyo fue una afirmación en nuestros principios democráticos. Nos la jugamos.

Lamentablemente, haciendo un balance del gobierno de Humala, en materia de igualdad no hemos tenido avances. Su gobierno le dio la espalda a nuestra comunidad: nos sacaron del Plan de Derechos Humanos, en el Congreso el Partido Nacionalista dejó “a conciencia”, la votación de proyectos de ley importantes, tuvo entre sus filas a un vocero homofóbico como Rivas Teixeira, han desactivado el Consejo Nacional contra la Discriminación y sigue, y creo que seguirá, encarpetado los Lineamientos de Atención a la violencia familiar por homofobia en el Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables.

Si bien no me arrepiento haber apoyado esta alternativa de gobierno, sí ha sido decepcionante. En estos cinco años, el Perú no es un país más vivible para las personas LGTB y eso es lamentable en un contexto en que los países hermanos sí están dando pasos importantes hacia la igualdad. En las manos de este gobierno estuvo asegurar un país más justo para las generaciones presentes y futuras y no lo hizo. 

(*) Abogada y activista.

Comments

comments

Dejar respuesta